La solicitud de un préstamo tiene dos partes: la solicitud y la aceptación del mismo.

Solicitud del préstamo

Primero accede al banco y luego ve a la operativa de “Préstamos”. Verás que una vez ahí debes primero indicar si se trata de un préstamo Personal o Hipotecario.

La diferencia radica en las condiciones y también en la cantidad disponible, que en un préstamo hipotecario es un porcentaje del valor del inmueble.

A continuación podéis ver el formulario rellenado para los dos tipos de prestamo:

Préstamo personal

Préstamo hipotecario

Una vez hecho esto, verás que se habilita el botón del “Cuadro de amortización”. Si pulsas en él podrás ver una tabla parecida a la siguiente:

Una vez estés conforme con el préstamo que vas a pedir, pulsa el botón de “Solicitar préstamo”. Cuando lo hagas, el préstamo quedará como “pendiente de confirmar” y podrás verlo en la tabla de “Préstamos existentes” (debajo del formulario de solicitud):

Aceptación o rechazo del préstamo solicitado

En cuanto se acepte o rechace un préstamo por parte de la entidad bancaria, recibirás un email en el departamento de finanzas con la resolución correspondiente.

En el primer caso, automáticamente se hará un ingreso con el valor solicitado, se cobrarán las comisiones y mes a mes recibiréis un cargo por el valor de cuota pactado.

En el supuesto de que se os rechace el préstamo, en el propio email se indicará el motivo. En este punto podrás solicitar un nuevo préstamo teniendo en cuenta las sugerencias recibidas.


Contrato del préstamo

Una vez un préstamo ha sido aprobado, podéis descargar el PDF del contrato correspondiente desde la misma lista de préstamos existentes.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¿Encontró su respuesta?